Loading...
馃摚 Opini贸n Salud mental, cambia tu perspectiva

Salud mental, cambia tu perspectiva

La Organizaci贸n Mundial de la Salud (OMS) define salud mental como: 鈥淯n estado de bienestar en el cual el individuo es consciente de sus propias capacidades, puede afrontar las tensiones normales de la vida, puede trabajar de forma productiva y fruct铆fera.

03/09/2022 20:16 - @ashly1706

Salud mental. Es la forma en que sus pensamientos, sentimientos y conductas afectan su vida. La buena salud mental conduce a una imagen positiva de uno mismo y, a su vez, a relaciones satisfactorias con amigos y otras personas. Tener una buena salud mental le ayuda a tomar buenas decisiones y afrontar los desafíos de la vida en el hogar, el trabajo o la escuela.

No extraño que los adolescentes desarrollen problemas de salud mental. Las estadísticas nacionales indican que uno de cada cinco adolescentes tiene algún tipo de problema de salud mental en cualquier año. Los problemas varían de leves a graves. Lamentablemente, el suicidio es la tercera causa principal de muerte entre los adolescentes.

Por desgracia, la mayoría de los jóvenes con problemas de salud mental no reciben ningún tipo de tratamiento. Las investigaciones indican que hay tratamientos eficaces disponibles que pueden ayudar a miembros de todos los grupos raciales, étnicos y culturales.

Si se rompiera una pierna o tuviera neumonía, no dejaría de buscar tratamiento. Sin embargo, las personas jóvenes con frecuencia pasan por alto los problemas de salud mental pensando como reaccionarán o que es algo de lo que deben avergonzarse. Esa manera de pensar impide que las personas obtengan la ayuda que necesitan. A veces obtener ayuda es una cuestión de cambiar de opinión.

Los cambios en los sentimientos como, por ejemplo, temor o enojo son una parte normal de la vida. De hecho, aprender sobre los cambios del estado de ánimo, qué los desencadena y cuándo suceden, es importante para conocerse y aprender sobre usted mismo.

Hay muchas situaciones como, por ejemplo, un divorcio en la familia o relaciones tensas con amigos, que pueden provocar estrés emocional. Las situaciones difíciles pueden hacer que se sienta triste o desanimado durante un tiempo. Eso es diferente a tener problemas de salud mental como la depresión. Por ejemplo, las personas jóvenes que tienen depresión suelen experimentar una sensación abrumadora de impotencia y desesperanza durante períodos prolongados. Esta depresión puede conducir a sentimientos de suicidio.

Determinadas experiencias, pensamientos y sentimientos indican la presencia de una diversidad de problemas de salud mental o la necesidad de recibir ayuda. Es importante reconocer las siguientes señales:

  • Encontrar poco o ningún placer en la vida.

  • Sentirse inútil o sumamente culpable.

  • Llorar mucho sin ningún motivo en particular.

  • Aislarse de otras personas.

  • Experimentar ansiedad grave, pánico o miedo.

  • Tener grandes cambios en el estado de ánimo.

  • Experimentar un cambio en los patrones de alimentación o sueño.

  • Tener muy poca energía.

  • Perder el interés en los pasatiempos y las actividades placenteras.

  • Tener demasiada energía, tener problemas para concentrarse o continuar con planes trazados.

  • Irritarse o enojarse con facilidad.

  • Experimentar un ritmo acelerado de pensamientos o agitación.

  • Escuchar voces o ver imágenes que otras personas no experimentan.

Creer que los demás se confabulan contra usted.

No es necesariamente fácil detectar estas señales o darse cuenta de lo qué significan. Los profesionales de la salud mental calificados están capacitados para hacer un diagnóstico preciso.

Como regla general: cuanto más tiempo duran las señales, más graves son; y cuanto más interfieren con la vida diaria, mayor es la posibilidad de que sea necesario un tratamiento profesional.

A veces las personas no obtienen la ayuda que necesitan porque no saben a quién recurrir. Cuando uno no se siente bien, puede resultar difícil seguir los pasos necesarios para ayudarse a mejorar.

Cuando se trata con problemas emocionales o de salud mental, es importante no hacerlo solo. El proceso de recuperación combina la autoayuda y la complacencia de permitir que los demás lo ayuden. Reconfortar y recibir apoyo, la información, los consejos y el tratamiento profesional son todas formas de ayuda.

Piense en todas las personas a las que puede recurrir para obtener apoyo. Éstas son personas que se preocupan por usted y pueden ayudarle a sentirse cómodo, son personas que lo escucharán y alentarán, y que pueden coordinar un tratamiento para usted. En otras palabras, busque en su vida personas generosas que puedan ayudarlo.

Estas personas pueden ser:

  • Amigos

  • Padres y otros familiares

  • Alguien que sea como un padre o una madre para usted.

  • Otros adultos cuyos consejos usted valoraría, tal vez un maestro o entrenador favorito, un miembro de su iglesia u otro lugar de culto, o el padre de un buen amigo.

Investigaciones indican que los hombres son mucho más reacios a buscar y recibir ayuda que las mujeres. Si bien algunas personas pueden tener dificultad recurriendo a personas en las que confían, dar este primer paso es muy importante para obtener ayuda.

Algunas familias tienen seguro médico que les ayuda a obtener los servicios profesionales de la salud mental que necesitan. El seguro puede cubrir parte de los costos de estos servicios. Muchas compañías de seguro proporcionan una lista de profesionales de la salud mental autorizados para ejercer en su área.

Los profesionales de la salud que se especializan en ayudar a personas con problemas de salud mental y a sus familias son psicólogos, psiquiatras, trabajadores sociales, consejeros y enfermeras psiquiátricas. La psicoterapia, también conocida como terapia de conversación, es a menudo una parte importante del tratamiento de la salud mental a cargo de profesionales calificados. En algunas situaciones, los médicos pueden recomendar el uso de medicación para una persona que tiene problemas de salud mental. Los profesionales de la salud suelen trabajar juntos como miembros de un equipo de tratamiento. También se les puede solicitar a los familiares que apoyen a una persona en su tratamiento.

 

La salud mental es igual de importante que la salud física. De hecho, las dos están estrechamente relacionadas.

Ashly Duarte P.

Compartir en las redes


7 Lecturas
Me gusta
0 Comentarios

Comentarios

Agregar comentario

Debe iniciar sesi贸n para publicar un comentario.
ashly1706

@ashly1706

1 Seguidores 1 Art铆culos

Destacados